Con Sello Patagónico | HOMICIDIO DE NESTOR VAZQUEZ | Martes 08 de octubre de 2019
Third slide

Según Fiscalía Vargas recibió una casa y trabajo por parte de UOCRA

La fiscal Camila Banfi aseguró que luego del asesinato de Néstor Vázquez, ocurrido el 17 de marzo de 2014 en el predio del Club Roca, el gremio de trabajadores de la construcción le construyó una vivienda a Brenda Vargas y la hizo ingresar a la empresa Zofra. La Justicia hoy la imputó por el mencionado homicidio. En 2017 tres miembros de la Uocra fueron absueltos durante el juicio.


En la mañana de este martes se desarrolló en los tribunales penales de Comodoro Rivadavia la audiencia preliminar por el crimen del delegado del gremio de la construcción, Néstor Fabián Vázquez. La jueza Mariel Suárez presidió el acto.

La fiscal Camila Banfi recordó que a finales de 2013 y comienzos de 2014 hubo una serie de enfrentamiento entre facciones internas de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA) que se disputaban por entonces la conducción gremial.

Una de las facciones era liderada por el dirigente Luis Miguel Gortari y la otra por Raúl Fernando Silva. En ese contexto, el 7 de febrero de 2014 se produjo un enfrentamiento armado entre ambas facciones en la sede gremial de la calle Rawson 1405.

A partir de éste incidente se registraron otros ataques y amenazas de muerte dirigidas a los integrantes del grupo conducido por Gortari, dos de cuyos integrantes eran los hermanos Néstor y Miguel Vázquez.

En ese marco de alto grado de conflicto y violencia entre los grupos gremiales antagónicos, quienes respondían a Silva “planificaron dar muerte a Néstor Vázquez”. Previo al 17 de marzo de 2014 contactaron a Vargas, quien mantenía una vinculación de conocimiento y confianza con Néstor Vázquez.

Le pidieron que participara de la organización para asesinar a Néstor Vázquez, presuntamente a cambio de algún beneficio o retribución material posterior. Ya con Vargas incorporada al plan criminal, planificaron la emboscada ese 17 marzo entre las 19 y 21 horas.

La imputada lo llevó bajo engaño al predio del Club Deportivo Roca, ubicado sobre la avenida Lisandro Latorre y Marinero López del barrio Isidro Quiroga. Ambos fumaron un cigarrillo de marihuana y después los restantes miembros del grupo criminal.  Lo golpearon y maniataron para luego a instancias de Vargas le pegaron un tiro en el tórax y otro en la cabeza.

Después los tres sujetos y la mujer huyeron a la ciudad de Sarmiento. Al día siguiente fue encontrado el cuerpo de Néstor Vázquez.

CASA Y TRABAJO

Luego del crimen, el gremio de trabajadores de la construcción le construyó una vivienda a Vargas y la hizo ingresar a la empresa “Zofra” sin ninguna experiencia laboral ni antecedente de que pudiera efectuar tareas en la misma, “únicamente como pantalla  con el fin de justificar  ya que el rol que cumplió Brenda Vargas no fue a título gratuito”, afirmó Banfi.

También le exigieron “falsear el testimonio la investigación y luego cambiar la versión” en el juicio que tuvo como imputados a Claudio Vera, Misael Henríquez y Miguel Baeza.

Todo ello, “con la intención de mejorar su situación y la de sus consortes y procurar impunidad para sí y para los integrantes de UOCRA”. La fiscal calificó el delito contra la mujer como homicidio doblemente agravado, por ser cometido con alevosía, y por el concurso premeditado de dos o más personas”, en calidad de autora.

El abogado querellante adhirió a lo anunciado por la fiscal y calificó el mismo delito y subsidiariamente como “homicidio agravado por el uso de arma de fuego” en calidad de coautora o partícipe necesaria.

Los defensores Mauro Fonteñez y Fiorella Picón solicitaron el sobreseimiento de su pupila ya que “a lo largo de todo el desarrollo de la investigación el Ministerio Público Fiscal no ha podido acreditar con certeza los hechos traídos a proceso. Existen más dudas que certezas y en la otra investigación no se pude hablar de banda ya que en dicha carpeta los supuestos autores están en libertad y fueron absueltos”.

También expreso el defensor que Vargas no forma parte de ningún grupo adepto a la Uucra sino que tenía relación con ambos grupos.

La jueza rechazó el pedido de sobreseimiento y elevó la causa a juicio oral y público, en virtud que si analizara los elementos probatorios en este momento procesal sería adelantar el juicio. La valoración de los elementos probatorios de la causa se debe hacer en el debate oral y público, concluyó la jueza. Por último se realizó el ofrecimiento de prueba a ventilar en el futuro debate.

Compartí la noticia

¿Qué te pareció esta información?

 
12%
 
 
31%
56%