Con Sello Patagónico | DOLAR | Martes 13 de agosto de 2019
Third slide

El dólar vuelve a subir con fuerza un 6,2% y escala a $60,89

Tras la debacle financiera registrada ayer con una devaluación del 23%, el dólar reabre este martes y trepa 6,2% o $3,59 a $60,89 en bancos y agencias de la city porteña. En el Banco Nación, en tanto, el dólar gana $6 a $61 (en el canal electrónico se consigue a $60,95).


La suba se  da en sintonía con el Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), donde la divisa escala un 7,5% a $57, con bajo volumen negociado en la primera parte de la sesión, según operadores.

En el mercado informal, el dólar blue opera sin cambios a $57, de acuerdo al relevamiento de este medio en cuevas del microcentro porteño.

Los mercados, y en particular la divisa norteamericana, reabren tras un lunes de debacle para el mundo financiero en el primer día pos elecciones. Ayer, la divisa se disparó 23% y llegó a $57,30, su máximo histórico. Además la bolsa derrapó más de 38%, las acciones argentinas en Wall Street llegaron a bajar 63%, y los bonos cayeron 14%. El riesgo país estalló y alcanzó los 1.467 puntos.

En una jornada signada por la incertidumbre tras el aplastante triunfo de la fórmula Alberto Fernández-Cristina Fernández de Kirchner (Frente de Todos) el domingo en las elecciones PASO, la divisa escaló $10,75 a $57,30 (el alza diaria más alta desde la salida del cepo en diciembre de 2015). Sucedió en una rueda en la que el Banco Central desplegó toda su artillería para morigerar la disparada, con venta de reservas propias (por primera vez desde septiembre de 2018), intervención en futuros y con una tasa récord de 74,752%.

Pese a ese rendimiento, no se lograron atraer a los bancos a pesos, ante los desarmes de depósitos a la vista y a plazo que sufrieron ayer, lo que provocó una expansión monetaria de más de $160.000 millones en un solo día.

Para las economistas, hoy el dólar no tiene techo. Y además preocupa el traslado que pueda tener a precios.

EL DÓLAR EN EL MUNDO

El yen japonés operaba el martes cerca de máximos de siete meses contra el dólar, que a su vez resistía la presión de los mercados, mientras los inversores se mostraban nerviosos por la guerra comercial entre Estados Unidos y China, las protestas en Hong Kong y el derrumbe del peso en Argentina.

El yen obtuvo un nuevo impulso de los crecientes disturbios en Hong Kong y de la aplastante derrota del presidente Mauricio Macri en las elecciones primarias de Argentina que desató un desplome del peso, las acciones y los bonos en el país y espantó a inversores en toda la región.

El yen operaba el martes estable cerca de 105,1 unidades por dólar. El lunes, cotizó en hasta 105,05 yenes por dólar, su máximo de siete meses, y -excluyendo el acelerado avance de enero- su mayor nivel desde inicios del 2018.

El dólar se apreciaba 0,2% contra una cesta de monedas rivales. El índice llegó a 97,563 unidades antes de ceder parte de sus ganancias. En tanto, el euro bajaba 0,1% a 1,1204 dólares, tras haber cedido a un piso intradía de 1,1182 dólares.

Compartí la noticia

¿Qué te pareció esta información?