Array ( [0] => stdClass Object ( [id] => 0 [nombre] => Muni [imagen] => muni-rectangular.jpg [url] => https://www.comodoro.gov.ar [ordinal] => 1 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [1] => stdClass Object ( [id] => 1 [nombre] => concejo deliberante [imagen] => consejo.gif [url] => http://www.concejocomodoro.gob.ar [ordinal] => 1 [visible] => 0 [seccion] => detalle ) [2] => stdClass Object ( [id] => 2 [nombre] => Casino de suboficiales [imagen] => comodoroayudac.png [url] => http://www.comodoroayuda.com [ordinal] => 2 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [3] => stdClass Object ( [id] => 9 [nombre] => SCPL [imagen] => scpl.gif [url] => https://scpl.coop/ [ordinal] => 2 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [4] => stdClass Object ( [id] => 10 [nombre] => GAIA DANZA [imagen] => gaia.danza.gif [url] => https://www.facebook.com/gaia.danza.5 [ordinal] => 3 [visible] => 0 [seccion] => detalle ) [5] => stdClass Object ( [id] => 14 [nombre] => Baner ingles [imagen] => baner-ingles.gif [url] => [ordinal] => 3 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [6] => stdClass Object ( [id] => 6 [nombre] => Nati [imagen] => casto_nb.png [url] => https://anchor.fm/natalia-castro20 [ordinal] => 3 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [7] => stdClass Object ( [id] => 4 [nombre] => El obrero [imagen] => banner-elobrero.jpg [url] => https://www.muebleselobrero.com [ordinal] => 4 [visible] => 0 [seccion] => detalle ) [8] => stdClass Object ( [id] => 3 [nombre] => Acumuladores austral [imagen] => acumuladores-austral.gif [url] => [ordinal] => 4 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [9] => stdClass Object ( [id] => 12 [nombre] => dragicevich [imagen] => dragicevich.gif [url] => https://www.instagram.com/lic.mirtadragicevich/ [ordinal] => 4 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [10] => stdClass Object ( [id] => 13 [nombre] => estanislao [imagen] => estanislao.gif [url] => https://www.instagram.com/estanislao.cerveceria/ [ordinal] => 4 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [11] => stdClass Object ( [id] => 5 [nombre] => Banner Medicina Laser [imagen] => banner-medicina-estetica.jpg [url] => [ordinal] => 5 [visible] => 0 [seccion] => detalle ) [12] => stdClass Object ( [id] => 11 [nombre] => TU COLOR HOY [imagen] => tucolorhoy.gif [url] => https://www.facebook.com/pintureriatucolorhoy [ordinal] => 5 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) [13] => stdClass Object ( [id] => 7 [nombre] => Laca [imagen] => laca.png [url] => https://facebook.com/LacaComodoroRivadavia [ordinal] => 5 [visible] => 0 [seccion] => detalle ) [14] => stdClass Object ( [id] => 8 [nombre] => CSP VIDEOS [imagen] => csp-youtube.png [url] => https://bit.ly/2GxAkdi [ordinal] => 6 [visible] => 1 [seccion] => detalle ) )

Con Sello Patagónico | SOBREVIVIR AL ABUSO | Domingo 02 de mayo de 2021
Third slide

La escritura como terapia y renacimiento: Rea Berenguer

Hoy es Rea Berenguer dejó atrás su primer nombre como un intento de dejar atrás todo lo que padeció desde los 10 años. Es madre, esposa y periodista puso en palabras el dolor como una forma de sanar las heridas que deja el abuso, a través de la escritura de "El Secreto que Enferma".


Por: @castro_nb

El libro fue parte de unas de las tantas terapias que enfrentó Flavia Rodríguez antes de transformarse en Rea Berenguer. Se segundo nacimiento, el que ella misma parió esta cargado de significado: "Rea" proviene de Silvia, madre de Rómulo y Remo, nacidos producto de una violación. Y Berenguer  significa luchadora en alemán. Así el abuso que padeció en la niñez como en tantos otros caso dejó a una víctima para posicionar a una sobreviviente. 

El mensaje que Rea plasmó en "El Secreto que Enferma" tiene como premisa poder llegar a otras personas que guardan con dolor el abuso en la infancia. Para ella que llegó a dañar su cuerpo para tapar dolor con dolor es un hilo de esperanza saber que pueda estar en manos de una persona que pasó por lo mismo. 

En diálogo con CSP contó parte del proceso y retomó caminos al pasado para proyectar una salida, la que a ella le hubiera necesitado.

¿Cuándo pudiste ponerle nombre al abuso?

Creo que jamás tuve la capacidad de ponerle nombre, aun me pesa en el alma y me duele, cada recuerdo duele. Tengo años de terapia, sin embargo jamás pude lograr sacarme la chaqueta de culpa o de haber sido de alguna manera responsable. Aunque sé conscientemente que no fue mi culpa, era una nena de 10 años cuando me violaron en medio de muchos hechos de abusos sexuales, nunca pude creerlo de verdad.

-¿Cuándo y qué dio paso al inicio del proceso de escritura?

Nació como una catarsis... me autolesionaba con regularidad, lamentablemente no puedo explicar que significan las autolesiones en mi vida que parece que me quitaran el dolor, pero me quedaban marcas en el cuerpo que me hacían ver que en muchas ocasiones perdía el control, el juicio, y se apoderaba de mí la oscuridad.

Entonces mi psicóloga, Paula, me sugiere: "Fla ya que sos periodista y te gusta escribir, porqué no empezás a sacar ese enojo, bronca, suciedad, culpa y todo lo que sentís, en un papel". Y así nació, de a poco fue tomando forma y me sugieren publicarlo, lo que me pareció maravilloso si lograba hacerlo, el poder llegar a otra mujer, niña, y hacer que su trauma no sea como el mio, y poder prevenir. Que se hable de esta terrible problemática que mata la psique del ser humano, me pareció algo en que proyectar mi existencia.

-En ese ejercicio de escribir,  ¿imaginaste a un lector?

Pensé en muchas personas. Pensé en mi misma, en mi dolor, en el dolor que quizás otra mujer estaba atravesando, pensé en mis hijas (que dirían ellas cuando se den cuenta lo que escribió su madre) en mis padres, ya que en el libro los cuestiono mucho... pensé en mi esposo y su manera de amar y su acompañamiento.

-¿La avanzada del movimiento feminista contribuyó  en tu caso para alzar la voz? ?

No alcanzaría, creo, con formar parte del movimiento feminista, pero el hecho de que hoy se hable más que antes sobre estos temas, tema que antes quedaba dentro de la familia, seguramente influyó en mí. Pero sobre todo lo que influyó fue que mi mente dejó de esconder, cuando tengas el libro te vas a dar cuenta que por mas que lo intentara mi cerebro no paraba de recordar, era una maquina de recuerdos nefastos que no me dejaban otra opción que empezar a hablar y a pedir ayuda, me significaron intentos de suicidio en varias ocasiones, así de fuerte es el destape y el dolor de una psique lastimada.

-Y por último y es más un ejercicio de imaginación, ¿la nena que dejaste atrás que hubiera necesitado para salir del círculo de abuso?

Qué pregunta... Creo que tendría que haber contado con padres que creyeran en mí, con padres preparados para saber qué hacer y cómo hacer. Los padres tenemos el poder de que nuestros hijos crean que pueden conquistar el mundo y alcanzar sus sueños, o creer que jamás llegaran a tener éxito y son unos inútiles.... Ese poder tenemos los padres que estamos nutriendo las mentes de nuestros peques. Yo lamentablemente (y como muchas en mi lugar) no contaban con una familia planificada, contenedora y amorosa.

EL LIBRO

“El secreto que enferma” fue lanzado en Buenos Aires. Quien le interese acceder al mismo se pueden dirigir directamente a la editorial mediante correo electrónico info@editorialargenta.com, reaberenguer@outlookes, su cuenta en Facebook “Rea Berenguer”.


¿Qué te pareció esta información?